Auditoría Pública nº 70. Revista de los Órganos Autonómicos de Control Externo - page 11

GRUPO 5: Nuevos retos
1. Actualmente la corrupción y el fraude, tras el
paro, son algunas de las principales preocupa-
ciones de la población española. En este esce-
nario algunos parlamentos han querido dotar a
sus OCEX de nuevas competencias en materia
de corrupción. La asunción de nuevas compe-
tencias por los OCEX tiene que ir acompañada
de más recursos humanos y técnicos y de forma-
ción específica. Los parlamentos autonómicos
tienen que implicarse en el cumplimiento de las
recomendaciones para mitigar la corrupción.
2. Según el CIS, los partidos políticos y los políticos
son el tercer problema que más preocupa a los
ciudadanos. Desde el ejercicio 2015 el Tribunal
de Cuentas ha asumido la competencia exclusiva
para fiscalizar los partidos políticos y los OCEX
solo tienen competencia para fiscalizar la conta-
bilidad electoral. Aunque la normativa relativa a
los partidos políticos y su financiación ha sido
modificada en diversas ocasiones y se ha mejo-
rado en temas como: transparencia, limitación
de las aportaciones por parte de personas pri-
vadas y aprobación de un PGC específico para
partidos políticos; aún quedan temas pendien-
tes de resolver como pueden ser el control de las
fundaciones y asociaciones vinculadas, la ren-
dición de cuentas de las coaliciones electorales,
la revisión del sistema de financiación (público-
privada) de los partidos políticos y la regulación
del preceptivo informe de control interno y de
las nuevas formas de financiación.
3. La Responsabilidad Social Corporativa (RSC) es
la forma en que se dirige una organización, des-
tacando ciertos factores clave como la gobernan-
za, la ética, la integridad, la gestión responsable,
la comunicación, la trasparencia y la rendición
de cuentas. La adopción de una estrategia de
RSC por los OCEX permitiría afrontar el reto
de liderar e impulsar proactivamente su papel
como instituciones de control externo de refe-
rencia, eficientes y transparentes, orientadas a la
sociedad y que, a través del rigor y de la calidad
de su función de control, contribuyan a mejorar
la gestión de las entidades que integran el sector
público sujeto a su ámbito de control.
4. La tecnología Blockchain es una contabilidad
pública de persona a persona que se mantiene
mediante una red distribuida de computadoras
y no requiere ninguna autoridad central ni ter-
ceras partes. El bloque almacena cronológica-
mente información de todas las transacciones
que tienen lugar en la cadena y garantiza certeza,
irreversibilidad y confianza mediante la descen-
tralización de la gestión de las operaciones. La
auditoría no puede permanecer al margen de la
evolución tecnológica y debe aprovechar las po-
sibilidades de la tecnología para conseguir más
transparencia y una trazabilidad mayor de las
transacciones económicas. Actualmente algunos
OCEX ya utilizan técnicas para el análisis masi-
vo de datos. La aplicación de nuevas tecnologías
en el control externo puede tener efectos más
preventivos que reactivos pero supondrá una
mejora en la función fiscalizadora.
5. La gestión patrimonial en las entidades locales
constituye un reto, al ser una materia históri-
camente relegada. Con la entrada en vigor del
nuevo PGCAL, surge la oportunidad de regula-
rizar esta situación, clasificando correctamente
los activos, aplicando las novedosas normas y
definiciones del nuevo plan y dotando de verda-
dera importancia a la contabilidad patrimonial.
Adicionalmente, con la creciente importancia de
la auditoría operativa, se ha de comprobar el nú-
mero y situación de los inmuebles, los costes y
rendimientos o ingresos generados por los mis-
mos, así como la adopción de medidas o planes
de gestión de su patrimonio inmobiliario. Medi-
das que, en el caso de los edificios administrati-
vos, deben traducirse en planes de optimización
y, en el caso de los bienes patrimoniales, en pla-
nes de gestión patrimonial, con criterios de efi-
cacia y eficiencia. De especial relevancia resulta
la implantación de un sistema de contabilidad
analítica que dote de veracidad y fiabilidad a la
información sobre el coste de los servicios públi-
cos e indicadores de gestión.
6. En los últimos treinta años los cambios en la
administración pública y en su fiscalización
han sido considerables. No obstante, en nuestro
entorno la velocidad de transformación se ha
ido acelerando progresivamente, por lo cual el
trabajo de fiscalización de aquí a los próximos
treinta años cambiará todavía más significati-
vamente. La administración pública deberá dar
respuesta a nuevas necesidades y hacer frente
a retos considerables como la sostenibilidad, la
participación ciudadana, la transparencia, la ac-
cesibilidad, etc. Y los órganos fiscalizadores de-
berán ajustar su trabajo al nuevo entorno y a los
nuevos métodos para afrontarlo, debiendo adap-
XII Encuentros Técnicos y VII Foro Tecnológico
9
Auditoría Pública nº 70
(2017), pp. 4 - 12
1...,2,3,4,5,6,7,8,9,10 12,13,14,15,16,17,18,19,20,21,...170
Powered by FlippingBook